Todos podemos afirmar que la proteína es importante y necesaria en nuestras dietas, pero las razones del por qué pueden ser un poco más complejas. ¿Qué dice la ciencia sobre el papel de la proteína en nuestros cuerpos? ¿Cuáles son algunas de las ventajas de una dieta rica en proteínas para una persona activa que quiere fortalecerse?, al respecto la doctora Dana Ryan,  Directora de Rendimiento y Educación Deportivo en Herbalife Nutrition, nos explica.

Para responder a estas preguntas, volvamos a lo básico y veamos qué es la proteína, para que podamos determinar por qué y cómo nos beneficia.

¿Qué es la proteína y por qué es importante?

La proteína es uno de los tres nutrientes principales, junto con los carbohidratos y las grasas, en nuestras dietas. Las proteínas están formadas por aminoácidos. Piensa en ellos como Legos que se pueden descomponer y volver a montar de diferentes maneras. Las proteínas y los aminoácidos son los componentes principales de nuestros músculos, huesos, piel, tejidos y órganos. Cuando comemos proteínas, nuestro cuerpo las descompone en aminoácidos individuales durante la digestión y luego usa estos aminoácidos para crear nuevas proteínas donde sea necesario. Si no comemos suficiente proteína, nuestro cuerpo comenzará a obtenerla desde dentro, comenzando con la descomposición muscular.

Beneficio #1 – La proteína te da la sensación de saciedad

La proteína promueve la saciedad, o la sensación de plenitud, más que los carbohidratos y las grasas. Esto puede ser beneficioso para los atletas que a menudo alimentan sus cuerpos para rendir durante largos períodos de tiempo. La capacidad de las proteínas para reducir el apetito y los niveles de hambre puede ayudar a reducir la ingesta de calorías, un factor clave para las personas que intentan perder peso.

Beneficio #2 – La proteína potencia el metabolismo

Además de reducir el apetito, comer proteína potencia temporalmente el metabolismo. El cuerpo usa energía para digerir y hacer uso de los nutrientes en los alimentos. Esto se llama el efecto térmico de los alimentos (TEF), y el efecto térmico de las proteínas es mucho mayor que el de los carbohidratos y las grasas. Ya seas un atleta de élite que trabaja para lograr una composición corporal ideal o simplemente alguien que intenta perder un poco de grasa abdominal, considera reemplazar algunos de tus carbohidratos y grasas con proteínas en tus comidas y meriendas diarias.

Beneficio #3 – La proteína ayuda a mantener los músculos

Dado que la proteína es la piedra angular de tus músculos, comer cantidades adecuadas de proteína ayuda a mantener la masa muscular y evitar su desgaste. Entonces, si caminas mucho, disfrutas del ciclismo o haces algún tipo de ejercicio para mantenerte activo, necesitas comer proteína. Los atletas y las personas con más músculo necesitan comer grandes cantidades de proteína diariamente para mantener su masa muscular.

Beneficio #4 – Las proteínas ayudan con la recuperación y crecimiento muscular

Comer proteína no solo ayuda a prevenir la degradación muscular, sino que también puede ayudar a desarrollar y fortalecer los músculos. La combinación de ejercicio regular con un alto consumo de proteínas promueve el crecimiento muscular y el fortalecimiento.

 

Las proteínas de alta calidad contienen todos los aminoácidos esenciales y son ricas en aminoácidos de cadena ramificada (BCAA). La leucina, uno de estos BCAA, desempeña un papel importante en la promoción del crecimiento muscular y la recuperación después del ejercicio de resistencia y fuerza. Estas proteínas de alta calidad existen en los alimentos con proteínas de origen animal, como aves de corral magras, carne de res, pescado, productos lácteos, productos de huevo y huevos enteros.

 

Las opciones de proteína de alta calidad a base de plantas incluyen soya/soja y tofu. Los atletas también usan comúnmente los suplementos de proteína en polvo, especialmente después del ejercicio, cuando las fuentes reales de proteínas tienden a ser menos accesibles. Los batidos de proteínas son extremadamente convenientes, lo que los hace útiles para individuos activos y atletas que están constantemente en movimiento. Se ha demostrado que la proteína de suero de leche y las proteínas de origen vegetal como la soya o el guisante promueven de manera más efectiva el crecimiento y la recuperación muscular.

Beneficio # 5 – La proteína es buena para tu cuerpo

La proteína forma los bloques de construcción principales de tus tejidos y órganos. Comer una dieta alta en proteína puede ayudar a tu cuerpo a repararse más rápido después de una lesión. Finalmente, existe la idea errónea de que la ingesta alta de proteínas daña los riñones. Esta idea proviene de la recomendación para las personas con riñones que funcionan mal (generalmente de enfermedad renal preexistente) de comer una dieta baja en proteínas. Sin embargo, aunque la proteína puede causar daño a las personas con problemas renales, no daña a las personas con riñones sanos.

¿Cuánta proteína debes consumir y con qué frecuencia?

Ahora que hemos cubierto los muchos beneficios de la proteína, hablemos sobre cuánto necesitas, especialmente si la estás usando para complementar tus entrenamientos.

Si eres un adulto moderadamente activo, te recomiendo entre 0.5 y 0.75 gramos de proteína por libra de peso corporal. Si regularmente haces entrenamiento de resistencia, querrás entre 0.8 y 0.85 gramos de proteína por libra de peso corporal. Comer más de 1 gramo de proteína por libra de peso corporal no ha demostrado tener ningún beneficio adicional.

El momento de la ingesta de proteínas es especialmente importante para los atletas o cualquier persona que intente desarrollar músculo. El ejercicio, especialmente el entrenamiento de resistencia estresa los músculos. Comer proteínas después de un entrenamiento ayuda a reparar la degradación muscular que ha ocurrido y se desarrolla aún más en ese músculo.

Debes intentar consumir al menos 20 gramos de proteína dentro de la primera media hora después de hacer ejercicio. Elige proteínas de alta calidad después del entrenamiento y en las comidas.

 

 

 

 

Honduras es el país centroamericano con los rangos más altos de mortalidad por enfermedad cardiaca isquémica y tiene un riesgo alto de enfermedades cardiovasculares (ECV).

Las ECV son un conjunto de padecimientos del corazón y los vasos sanguíneos. En Centro América y el Caribe, para el 2019, la mortalidad ajustada por edad de enfermedades cardiovasculares era de 33,3/100.000.  Por otro lado, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la hipertensión arterial está presente en el 22,6% de la población adulta hondureña: 23,2% en hombres; y, 22,1% en mujeres.

Tanto la enfermedad cardiaca isquémica, como la hipertensión arterial, se encuentran entre las enfermedades asociadas a la insuficiencia cardiaca, la cual es una de las condiciones que forman parte de las ECV. La insuficiencia cardiaca es la primera causa de hospitalización en mayores de 65 años, en Honduras.

Sin embargo, los hondureños con insuficiencia cardiaca crónica tienen ahora una nueva herramienta para enfrentar la enfermedad y prolongar su vida con calidad. Se trata de Vericiguat (nombre del principio activo), un novedoso medicamento indicado para atender la insuficiencia cardíaca en personas en las cuales el corazón bombea sangre al resto del cuerpo, pero de forma reducida. A esto se le conoce como fracción de eyección reducida y se representa con las siglas ICFEr.

Según cifras internacionales, aproximadamente entre el 40% y el 60% de los pacientes con insuficiencia cardiaca tienen un corazón que bombea sangre de forma reducida (ICFEr) y tienen mal pronóstico, ya que cerca de un 50% de estos pacientes sobreviven solo 5 años después de su diagnóstico inicial.

Incluso, cerca de 1 de cada 3 pacientes con insuficiencia cardiaca con bombeo reducido de sangre (ICFEr), tiende a que la enfermedad se agudice. La hospitalización por insuficiencia cardiaca se asocia con una tasa alta de mortalidad posterior, de hasta el 14% entre los 60 a los 90 días posteriores a haber sido ingresado.

¿Por qué Vericiguat?

Vericiguat (nombre del principio activo del nuevo medicamento) ofrece un nuevo enfoque de tratamiento para pacientes con bombeo de sangre reducido que experimentan un empeoramiento de la insuficiencia cardiaca, a pesar de estar con el tratamiento médico estándar recomendado por las guías para esta enfermedad.

“A pesar de las opciones de tratamiento disponibles, los pacientes con insuficiencia cardiaca, que empeoran en su estado de salud, siguen presentando un riesgo elevado de morbilidad y mortalidad, que resultan en mayores costos para el sistema de salud. Sin importar los avances médicos en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca crónica en personas con bombeo reducido durante las últimas 2 décadas, los pacientes continúan presentando eventos de empeoramiento”, explicó el doctor Mauricio Chavez, asesor Cardiovascular en Bayer.

Ante esta situación, Vericiguat ofrece una forma nueva de tratar la enfermedad: existe una enzima llamada guanilato ciclasa (sGC) que es esencial para el funcionamiento adecuado de varios órganos del cuerpo como el corazón, los vasos sanguíneos y el riñón. Esta enzima tiene que ser estimulada para que aumente la eficiencia del bombeo de sangre, esto es lo que hace Vericiguat: estimularla directamente, lo cual mejora el flujo sanguíneo.

Otra ventaja de este medicamento es que también actúa con muy buenos resultados en pacientes con insuficiencia cardiaca que también presentan insuficiencia renal, la cual es una enfermedad usual entre estos pacientes. Vericiguat reduce el riesgo de muerte por enfermedades cardiovasculares y la hospitalización por insuficiencia cardiaca que es frecuente cuando la enfermedad empeora; es decir, cuando, aunque tengan tratamiento, los síntomas y signos se intensifican.

 

 

Marzo es el Mes Nacional de la Nutrición , lo que lo convierte en un buen momento para saber por qué algunas personas necesitan una dieta sin gluten y Mayo Clinic nos explica al respecto.

Los cereales integrales son una parte importante de una dieta saludable . Son buenas fuentes de carbohidratos complejos, así como de algunas vitaminas y minerales clave. Y debido a que los granos integrales son naturalmente altos en fibra, pueden ayudarlo a sentirse lleno y satisfecho, lo que puede facilitar el mantenimiento de un peso corporal saludable. Comer más alimentos integrales también puede reducir la presión arterial .

Algunas personas, sin embargo, tienen un diagnóstico médico que significa que deben evitar el gluten en cereales como el trigo, la cebada y el centeno.

La enfermedad celíaca , también llamada celiaquía o enteropatía sensible al gluten, es una reacción inmunitaria al consumo de gluten. Si bien se desconoce la causa de la enfermedad celíaca, la  enfermedad se está volviendo más común . Si tiene enfermedad celíaca, comer gluten desencadena una respuesta inmune en su intestino delgado. Con el tiempo, esta reacción daña el revestimiento del intestino delgado y evita que absorba algunos nutrientes. El daño intestinal a menudo causa diarrea, fatiga, pérdida de peso, hinchazón y anemia. Y puede conducir a complicaciones graves.

Una dieta sin gluten es esencial para controlar los signos y síntomas de la enfermedad celíaca y otras afecciones médicas asociadas con el gluten, incluida la sensibilidad al gluten no celíaca, la ataxia al gluten y la alergia al trigo .

Seguir una dieta sin gluten requiere prestar mucha atención a la selección de alimentos, los ingredientes que se encuentran en los alimentos y su contenido nutricional, así como los medicamentos.

Eliminar el trigo, la cebada y el centeno de su dieta puede parecer desalentador. Pequeñas cantidades de gluten en su dieta pueden ser dañinas, incluso si no causan signos o síntomas. El gluten se puede ocultar en alimentos y productos no alimenticios, incluidos medicamentos, suplementos de vitaminas y minerales, pasta de dientes y enjuague bucal. Un dietista puede ayudarlo a planificar una dieta saludable y sin gluten.

Y aún puede disfrutar de los beneficios para la salud de comer granos integrales. Las opciones en una dieta libre de gluten incluyen trigo sarraceno, maíz, lino, mijo, quinua y arroz. Si bien la avena es naturalmente libre de gluten, puede estar contaminada durante la producción con trigo, cebada o centeno. La avena y los productos de avena etiquetados como sin gluten no se han contaminado de forma cruzada. Sin embargo, algunas personas con enfermedad celíaca no pueden tolerar la avena etiquetada como sin gluten.

Conéctese con otras personas que hablan sobre comer sin gluten y vivir bien en el grupo de apoyo de Salud Digestiva en Mayo Clinic Connect , una comunidad de pacientes en línea moderada por Mayo Clinic.

 

###

 

La fiebre, el malestar estomacal, la diarrea, la irritación de la garganta, los escalofríos, la tos, los estornudos y el dolor de cabeza pueden hacernos sentir muy mal. Cuando uno no se siente bien, a veces, es difícil saber exactamente qué anda mal y qué hacer para sentirse mejor. A medida que se avecina la temporada de gripe, es oportuno ver qué síntomas corresponden a esa afección y cuáles no. Mayo Clinic aborda el tema y nos explica al respecto:

Resfriado común

Tener congestión nasal o catarro, tos, dolor de cabeza e irritación de la garganta posiblemente sea el anuncio de la llegada de un resfriado común. La infección viral en la nariz y la garganta generalmente no es nociva… aunque, quizás, tampoco sea fácil verlo así.

Si bien no existe cura para el resfriado común, la mayoría de las personas mejora sin ningún tratamiento y, por lo general, dentro de una semana a diez días. Los antibióticos no surten efecto contra los virus y su consumo excesivo contribuye al desarrollo de cepas bacterianas resistentes a los antibióticos.

El estilo de vida y los remedios caseros que alivian los síntomas incluyen beber mucha cantidad de líquido y hacer reposo. Los remedios que frecuentemente se emplean para el resfriado, como los analgésicos de venta libre, los descongestionantes, el espray nasal y los jarabes para la tos, tienen ventajas y desventajas.

Gastroenteritis viral o gripe estomacal

Algo que mucha gente llama gripe, en realidad, es una gastroenteritis viral o gripe estomacal. Las características de esta afección incluyen diarrea, náusea, así como calambres y dolor abdominal. Los síntomas suelen durar tan solo uno o dos días, aunque ocasionalmente continúan hasta por diez días.

Por lo general, no hay un tratamiento médico específico para la gastroenteritis viral. No obstante, algunas medidas de autocuidado permiten aliviar los síntomas. Descanse bastante y evite ingerir alimentos sólidos durante unas horas para permitir que el estómago se tranquilice y, más bien, chupe trozos de hielo o beba sorbos de agua. Luego, poco a poco, vaya ingiriendo una dieta blanda, pero si reaparece la náusea, suspenda nuevamente la comida. Evite los productos lácteos, la cafeína y la comida grasosa o muy sazonada hasta que se sienta mejor.

La influenza

La influenza es la verdadera gripe. Se trata de una infección viral que ataca el sistema respiratorio, incluida la nariz, la garganta y los pulmones. Al principio, la gripe se parece al resfriado común porque hay catarro, estornudos e irritación de la garganta. Sin embargo, el resfriado se desarrolla lentamente, mientras que la gripe suele presentarse de manera repentina. Pese a que el resfriado puede resultar molesto, la gripe hace que uno se sienta mucho peor.

En la mayoría de las personas, la gripe se resuelve sola; pero, a veces, la gripe y sus complicaciones pueden ser mortales. Las personas con más riesgo de presentar complicaciones por la gripe son los niños pequeños, las mujeres embarazadas o que están en la segunda semana del período posparto, los adultos de 65 años, quienes tienen debilitado el sistema inmunitario, los que padecen alguna enfermedad crónica y las personas obesas.

Por lo general, para tratar la gripe no se necesita nada más que hacer reposo y beber bastante cantidad de líquido. Sin embargo, cuando la infección es grave o hay más riesgo de presentar complicaciones, el proveedor de atención médica puede recetar un fármaco antiviral para tratar la gripe.

A diferencia del resfriado común y de la gripe estomacal, existe una vacuna contra la gripe. Si bien su eficacia no es del 100 por ciento, la vacuna antigripal reduce el riesgo de infectarse con esta afección y, en caso de hacerlo, disminuye la gravedad y el riesgo de requerir una hospitalización. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades en los Estados Unidos recomiendan la vacuna anual contra la gripe a todas las personas, partir de los 6 meses de edad, con solo raras excepciones. La vacuna es la mejor defensa contra la gripe.

 

 

Desde 2018, cada 4 de marzo se celebra el Día Internacional de Concientización sobre el Virus del Papiloma Humano (VPH) una iniciativa promovida por la Sociedad Internacional del Virus del Papiloma (IPVS), que se ha convertido en parte del calendario anual de muchas organizaciones comprometidas con abordar el cáncer relacionado al VPH en todo el mundo.

El cáncer cervicouterino es el tercero más frecuente entre las mujeres de América Latina y el Caribe. En 2020 se presentaron 367 nuevos casos y se produjeron 192 fallecimientos en Costa Rica, debido a este tipo de cáncer, según las estadísticas del Observatorio Global de Cáncer.

Los VPH son un grupo de más de 150 virus relacionados. A cada variedad de VPH en el grupo se le asigna un número, y se le llama un “tipo de VPH” (por ejemplo, VPH-16).

Los VPH son llamados virus del papiloma debido a que algunos tipos causan verrugas o papilomas, que son tumores no cancerosos. Sin embargo, existen ciertos tipos de VPH asociados como causantes de cáncer de cuello uterino, así como muchos cánceres de vagina, vulva, ano y pene.

Las dos medidas más importantes para prevenir el cáncer de cuello uterino son vacunarse contra el VPH y realizar las pruebas de pesquisa o tamizaje para el diagnóstico precoz de rutina de acuerdo con las recomendaciones médicas.

La aplicación de la Vacuna del VPH se recomienda para niños y niñas a partir de los 9 años de edad, y hasta los 26 años en hombres y 45 años en las mujeres. Su aplicación se realiza en dos dosis, una inicial que puede aplicarse a partir de los 9 años y una segunda dosis que se aplica de 6 a 12 meses después de aplicada la primera dosis. Si la aplicación de la vacuna ocurre después de los 15 años serán requeridas tres dosis. La vacuna del VPH está contemplada dentro del Plan Ampliado de Inmunización en Costa Rica, para niñas de 10 años de edad.

Mitos y realidades

  1. ¿La vacuna contra el VPH puede causar la enfermedad?

La vacuna contra el VPH no causa infección por VPH ni cáncer. Está elaborada a partir de una partícula parecida al virus y no es infecciosa, lo que significa que no puede causar infección por VPH o cáncer.

  1. ¿Es realmente segura y eficaz la vacuna contra el VPH?

La vacuna es segura y eficaz. Al igual que otros medicamentos, puede tener efectos secundarios leves que desaparecen rápidamente. Los más comunes son: dolor, enrojecimiento o hinchazón en el brazo donde se aplicó la inyección, fiebre, mareos o desmayos, náuseas, dolor de cabeza o sensación de cansancio, dolor muscular o articular.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) resaltan su nivel de seguridad y eficacia tras más de 12 de años de investigación.

  1. ¿Predispone el inicio de la actividad sexual el vacunarse contra VPH?

La vacuna contra el VPH protege contra la infección por VPH y sus enfermedades relacionadas como el cáncer. Diversos estudios clínicos no han evidenciado que las pacientes vacunadas inicien vida sexual anticipadamente.

  1. ¿Producen infertilidad las vacunas contra el VPH?

El Grupo Asesor Global para la Seguridad de las Vacunas (GAVCS por sus siglas en inglés) de la Organización Mundial de la Salud (OMS) realizó una revisión extensiva de la evidencia científica disponible y concluyó que no existe una relación causal entre la vacunación contra el VPH y la infertilidad.

De hecho, la vacuna contra el VPH puede ayudar a proteger a las mujeres en el futuro con los problemas de fertilidad que están relacionados al precáncer y cáncer de cuello uterino. La vacuna contra el VPH es una forma segura de proteger la salud y capacidad de tener bebés saludables.

  1. ¿La vacuna contra el VPH contiene sustancias dañinas?

Los ingredientes en la vacuna contra el VPH, así como en todas las vacunas, buscan asegurar que ésta sea eficaz y segura. Estos ingredientes se encuentran de forma natural en el ambiente, en el cuerpo o en los alimentos. Por ejemplo, la vacuna contra el VPH contiene aluminio, así como las vacunas contra la hepatitis B, o la TdaP (contra el tétanos, la difteria y la tos ferina). El aluminio estimula la respuesta inmunológica del cuerpo a la vacuna. La gente está expuesta al aluminio de forma cotidiana a través de los alimentos, los utensilios para comer, el agua e incluso la leche materna. Las vacunas que contienen aluminio se han venido aplicando por décadas de forma segura en más de tres mil millones de personas.